Currently set to Index
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Sexo en el embarazo. Relaciones sexuales ¿sí o no?

sexo en el embarazo

Sexo en el embarazo… Muchas parejas creen que una vez que la mujer está embarazada, el sexo pasa a un segundo plano. Pero lo cierto es que no todas las mujeres reaccionan igual con el embarazo, ya que mientras que para algunas mujeres el estar embarazada provoca un desinterés en las relaciones sexuales, para otras, sucede lo contrario, y su libido se despierta sedienta de sexo.

Es cierto que cuando el bebé está en camino, la vida sexual tradicional que la pareja mantenía hasta ese momento puede cambiar. Pero hay que tener claro, que si todo va bien, se pueden tener relaciones sexuales hasta el final.

Sexo en el embarazo

Uno de los principales problemas con el que se puede encontrar la mujer cuando está embarazada y pretende tener relaciones sexuales son los mareos, las náuseas, y sentirse abrumada por la novedad, ya que al menos en los primeros meses, muchas mujeres tienen miedo de que el sexo dañe al feto. Pero precisamente, lo que ocurre es lo contrario. Al principio de la gestación, los órganos de la pelvis están muy irrigados, lo que es bueno para aumentar el deseo y llegar más fácilmente al orgasmo.

sexo en el embarazo

En el segundo trimestre del embarazo, el cuerpo de la futura mamá ya se ha acostumbrado al embarazo, y se encuentra en una situación más femenina. Las tetas han crecido, la barriga todavía es normal y las curvas del cuerpo se han redondeado más. Pero el problema, cuando hablamos de tener relaciones sexuales embarazada, es que es en ese momento cuando ellas notan al bebé por primera vez, lo que dispara todas las alarmas, ya que la pareja nota que hay un tercero en la cama.

Los médicos aseguran que es muy difícil que el feto se pueda ver dañado por tener relaciones sexuales, ya que el tapón mucoso cierra la entrada al cuello del útero e impide que el semen pueda llegar hasta él.

sexo en el embarazoCuando se entra en el último trimestre del embarazo, el mayor problema a la hora de tener relaciones sexuales es la tripa, que se convierte en un gran impedimento a la hora de encontrar la postura adecuada para practicar el sexo. En este caso, la postura más cómoda para la embarazada suele ser ponerse encima del hombre, ya sea sentada o tumbada; o por detrás, aunque si la mujer está a cuatro patas, la penetración es más profunda, y conviene ir más despacio y con cuidado.

Evitar tener sexo en el embarazo…

Eso sí, tampoco es oro todo lo que reluce, y sí que hay situaciones en las que se debe renunciar al sexo:

  • Si el orificio uterino se abre antes de tiempo. No se trata de un riesgo en sí mismo, pero durante las relaciones sexuales se pueden producir infecciones que dañen la bolsa amniótica. Y esto puede dar lugar a un aborto o un parto prematuro.
  • Si el médico ha confirmado que hay amenaza de aborto.
  • Si la mujer mancha o sangra durante el embarazo.
  • Si la mujer nota que tiene contracciones antes de que haya pasado el tiempo previsto, ya que posiblemente vaya a tener lugar un parto prematuro.
  • Si el médico ha detectado algún problema en la placenta.
  • Si se ha confirmado o hay riesgo de parto prematuro en los embarazos múltiples.
  • Si la mujer padece diabetes, asma o problemas cardíacos.
  • Si alguno de los miembros de la pareja posee alguna infección en los genitales.
  • Si en algún momento del embarazo se produce una rotura prematura de la bolsa amniótica.

Ahora te toca opinar y comentar si has estado en esta situación que hiciste, que te parece mejor, en fin, cuenta a los demás que opinas del sexo en el embarazo.

 

 

0/5 (0 Reviews)

Deja un comentario

esposasymaridos



¿Quieres contactar con alguien?