Share on twitter
Share on whatsapp
Share on telegram
Share on email

Recuerdos placenteros en rodajes de películas para adultos

Recuerdos placenteros en rodajes de películas para adultos

Me contó una persona muy relacionada con las actuaciones en películas para adultos, que un director conocido francés Pierre Woodman, cuando debían viajar a ciertos lugares en algún país lejano y que debían estar todos juntos para conocerse, procuraba que los actores y actrices se alojasen el habitaciones distintas.

El objetivo era elocuente, sólo pretendían que tuvieran realaciones durante el rodaje, y no a solas en el interior de una habitación.

Ya conocía que en muchas oportunidades mientras tenían que convivir con sus compañeros de trabajo tenían relaciones a escondidas de los directores. Eso por experiencia a veces propias, sabe que decrece el rendimiento cuando deben hacerlo mientras son filmados en ciertas escenas de sexo.

No obstante si ellos quisieran hacerlo por su cuenta podrían hacerlo cuando visiten lugares como Buenos Aires y revisar la lista con las mejores escorts de Argentina como para pasar un excelente momento de placer sin tener que pensar en trabajo al hacerlo.

Recuerdo en alguna oportunidad cuando un director se enojaba en medio de una escena viendo que el actor solo eyaculaba pocas gotas, eso lo delataba fácilmente de su travesía pre-filmación. La bronca hizo sonrojar al actor, y esa bronca se quedó en la propia película para la eternidad.

Es una condición humana masculina, lamentablemente, cuando te pasas toda la noche con la actriz y al día siguiente debes filmar una escena con ella es probable que sucedan esas cosas.

A mediados de los 90 apareció una serie porno donde después de la película X de rigor, solían añadir mucha BTS. BTS significa en inglés Behind The Scenes, es decir, detrás de las cámaras. Grababan como los actores se preparaban antes de hacerlo, y allí se veía claramente como las actrices estimulaban a los chicos, practicándole sexo oral, o en cualquier esquina.

Reconozco que los mejores momentos de placer venían por ahí, porque consideraba que era sexo real, no fingido, y eso me ponía muy entusiasmado.

Qué contradicción, ¿verdad?, me gustaba más lo que no se veía que luego la película en si. Pero, queridos amigos, así es de retorcida la mente humana cuando se trata de excitarse con algo.

En mi experiencia actoral cuando lo hago me doy cuenta de muchas cosas, son muchos años de observación. Veo como la gente pierde la cabeza, y hacen lo que sea por tener sexo.

Y veo también como el cuerpo convulsiona cuando realiza sexo. Digamos que lo llevamos al límite y hasta puedo ver la pequeña vibración que este produce cuando es llevado al clímax. ¿Qué otras sensaciones son capaces de llevarnos a ese estado?.

El sexo en películas para adultos siempre ha sido el antes y después, detrás de las cámaras, y muy poco se ha hablado de eso. No todo es color de rosa en este mundo de la industria del placer.

Pero lo cierto, es que muchos actores y actrices formalizan relaciones que empiezan en un rodaje. Y es que gracias a este trabajo tienen la oportunidad de conocer a alguien directamente, y eso abre las puertas del amor mucho más facilmente.

Yo, sin ir más lejos, he tenido docenas de relaciones con muchas actrices que han pasado por aquí. Relaciones largas y cortas, y de eso algún día hablaré, porque me pasaron cosas muy curiosas.

 

0/5 (0 Reviews)

Deja un comentario

esposasymaridos



¿Quieres contactar con alguien?